Aerosolterapia

La aerosolterapia se puede utilizar para tratar enfermedades respiratorias como el asma o la EPOC o para tratar infecciones respiratorias como la neumonía.

¿Qué es la Aerosolterapia?

La aerosolterapia es el uso terapéutico de ciertos medicamentos previamente reducidos a aerosoles. La inhalación de los mismos permite que el medicamento penetre profundamente por las vías respiratorias. Produce una determinada acción local y así es absorbido por el organismo.

La aerosolterapia se puede utilizar para tratar enfermedades respiratorias como el asma o la EPOC o para tratar infecciones respiratorias como la neumonía. Se utiliza un aerosol que reduce el medicamento a una niebla que es inhalada por el paciente iniciando así el tratamiento.

Guía pacientes - Terapia inhalada

Descargar PDF 33.38 MB

¿Qué tipo de fármacos se pueden administrar mediante aerosolterapia?

Los fármacos más frecuentemente administrados mediante aerosolterapia son:

  • Broncodilatadores, que permiten abrir la vía aérea.

  • Antiinflamatorios, que disminuyen la inflamación de la vía aérea.

  • Mucolíticos, que actúan sobre la fluidificación de las secreciones.

  • Antibióticos, disminuyen la infección.

A través de los aerosoles se actúa directamente sobre la vía respiratoria con lo que el efecto del principio activo es inmediato. Permite utilizar dosificaciones más bajas que administrando el medicamento por otra vía y los efectos secundarios que puedan surgir son también menores.

El médico es la persona que decidirá el tipo de aerosol que mejor se adapta al paciente en función de su patología y sus necesidades, así como el tipo de nebulizador que tiene que utilizar en función de la medicación que se va a administrar y el tamaño de las partículas.

Recomendaciones generales

Para pacientes con aerosolterapia
  • Sigue las indicaciones del médico: el éxito del tratamiento depende en buena medida de una adecuada administración del medicamento.

  • Mide y diluye adecuadamente el fármaco.

  • Ajusta la mascarilla o boquilla a la cámara nebulizadora y colócala bien ajustada a la cara o la boca.

  • Realiza inspiraciones lentas y profundas por la boca.

  • Contén la inspiración 1 ó 2 segundos antes de la espiración.

  • Mantén la nebulización el tiempo prescrito.

  • Retira la mascarilla una vez finalizada la aerosolterapia.

  • Mantén la piel facial limpia y seca evitando la irritación cutánea.

  • Realiza una buena higiene bucal con pasta dentífrica o lavados bucales con solución antiséptica después de la aerosolterapia.

  • Limpia el equipo cada vez que lo utilices y guárdalo en un lugar seco.

El papel de Vitalaire

Al lado del paciente con aerosolterapia

La aerosolterapia domiciliaria es un tratamiento que permite al paciente la inhalación de medicamentos cómodamente sin salir de casa.

VitalAire instala el equipo en el domicilio del paciente ajustándolo a las indicaciones dadas por el médico prescriptor.

VitalAire acompaña al paciente desde el inicio del tratamiento, poniendo especial atención en el momento de la instalación y de seguimiento del tratamiento:

  • Instalación – explicamos al paciente cuáles son las normas generales de uso y mantenimiento del equipo entregado, además de los requisitos de higiene y seguridad que debe seguir durante el tratamiento. Damos respuesta a las dudad que puedan surgirle.

  • Seguimiento - una vez instalado, se realizan varias visitas de seguimiento en domicilio. Durante las primeras semanas de tratamiento, es fundamental que exista un sistema que permita una detección inmediata de cualquier efecto secundario y que proponga soluciones a los mismos.

¿Qué ofrecemos?

El paciente está en el centro de nuestra actividad. Trabajamos para mejorar su calidad de vida.

Más de 40 años al servicio de los pacientes y los profesionales sanitarios.

Protocolos estrictos y seguridad en todos nuestros procedimientos y en la atención al paciente.